jueves, 4 de febrero de 2010

Un borrón


Mantengo la punta pegada al papel. La tinta comienza a salir, mucho antes que mis ideas. Se forma un borrón.
Cambio de línea y comienzo a escribir lo que me viene a la cabeza.
Termino escribiendo cosas sin sentido.

Espero.
Mientras espero, de nuevo un borrón mancha el papel.
Lo arrugo, lo rompo, lo quemo.
Comienzo otra vez en un nuevo folio.

Un borrón más. Una lágrima.
Un trazo sin significado.

1 comentario: